Frente a los acontecimiento de actualidad

andreEn ningún tiempo o circunstancia dejarse dominar por emociones desordenadas ante acontecimientos que apasionen a la opinión pública, como por ejemplo, delitos, catástrofes, epidemias, fenómenos sísmicos y otros más.

Serenarse es serenar a los demás.

En las conversaciones y en los comentarios respecto a noticias alarmantes, abstenerse de todo sensacionalismo.

La caridad enmudece a la palabra que desvaría.

Mantener actitud de ponderación frente a los hechos considerados escandalosos, oponiendo la influencia del bien a las acechanzas del mal.

La palabra cruel aumenta la fuerza del crimen.

Resguardarse al abrigo de la oración en todos los trances que afligen la existencia.

Las pruebas gravitan en la esfera de la Justicia Divina.

Aceptar, en las mayores como en las menores contrariedades de la vida humana, y por más extraña o desconcertante que fuese, la manifestación de los designios superiores actuando en favor del adelantamiento espiritual.

Dios no se equivoca.

Incluso con sacrificio, soportando vicisitudes inesperadas que afecten el ánimo, jamás desistir de la construcción del bien que le cabe realizar. Cada Espíritu posee cuenta propia en la Justicia Perfecta.

Mirad que ninguno pague a otro mal por mal; antes seguid siempre lo bueno unos para con otros, y para con todos. — Pablo. 1 Tesalonicense, 5:15

Espíritu Andre Luiz
Médium Waldo Pereira
Extraído del libro “Conducta Espirita”

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.