Vigencia de el Evangelio según el Espiritismo

Simoni_PrivatoSalud, espiritualidad y religiosidad

La salud es «un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades», según el Preámbulo de la Constitución de la Organización Mundial de la Salud. La Doctrina Espírita aclara que el bienestar es el resultado de la armonía del alma. La salud es, pues, según el Espiritismo, «una conquista interior, que se refleja en el cuerpo como resultado de la armonía íntima».

La armonía del alma resulta de la práctica de la enseñanza moral de Jesús, «objeto exclusivo de El Evangelio según el Espiritismo», «código moral universal, sin distinción de cultos». Si bien todavía es difícil verificar, de manera objetiva, el nivel de la práctica realizada por los individuos de la enseñanza moral de Jesús, muchas investigaciones científicas han revelado evidencias de los efectos sobre la salud que esa práctica puede tener. Para ello, se han empleado, en esas investigaciones, los conceptos de espiritualidad y religiosidad.

La espiritualidad ha sido definida como la búsqueda personal para comprender las cuestiones fundamentales sobre la vida, su sentido, las relaciones con lo sagrado y lo trascendente. La espiritualidad puede llevar o no al desarrollo de prácticas religiosas o formación de comunidades (3). La religiosidad, en cambio, está relacionada con el nivel de envolvimiento religioso y el reflejo de ese envolvimiento en la vida de la persona, ya sea en sus hábitos, ya sea en su relación con el mundo.

Beneficios para la salud mental y física

El Dr. Harold Koenig, de la Universidad de Duke, Estados Unidos, y sus colaboradores analizaron más de 1200 investigaciones científicas sobre la relación entre religiosidad y salud. Estas son algunas de las conclusiones más significativas de ese análisis con relación a las personas que cultivan la religiosidad:

• Poseen sistema cardiovascular más robusto, con presión arterial más baja, menor incidencia de accidente vascular cerebral, menor índice de mortalidad por enfermedades arteriales;

• Cuentan con mejor funcionamiento inmunológico;

• Presentan mayor retraso en la disminución del funcionamiento físico que comúnmente ocurre con el avance de la edad;

• En el caso de ser hospitalizadas, mejoran más rápidamente;

• Si son cuidadoras de pacientes con mal de Alzheimer o cáncer, se adaptan mejor a sus papeles;

• Sienten mayor bienestar, satisfacción en vivir y felicidad;

• Tienen mejor propósito y sentido para sus vidas.

• Revelan menos propensión a desarrollar depresión y, si se deprimen, se recuperan más fácilmente;

• En ellas, hay menor incidencia de suicidio;

• Tienden a no abusar de alcohol y de otras drogas;

• Presentan mayor esperanza de vida.

En suma, ya existen crecientes evidencias obtenidas en investigaciones científicas de que la práctica de creencias religiosas está relacionada con mejor salud mental y física.

Perdón y salud: un estudio de caso

La Dra. Amy Owen, de la Universidad de Duke, Estados Unidos, y sus colaboradores realizaron una investigación entre pacientes con SIDA para verificar los efectos del perdón sobre el sistema inmunológico. En esa investigación, se definió el perdón como la elección hecha libremente por un individuo de apartarse de las reacciones cognitivas, emocionales y conductuales negativas hacia una persona que le haya lastimado, y de trabajar para desarrollar reacciones cognitivas, emocionales y conductuales positivas hacia esa persona. Además, se aclaró que perdonar no es justificar, excusar, negar, minimizar u olvidar. El perdón tampoco significa reconciliación, lo que exigiría la actuación de ambas partes.

Como resultado de esa investigación, se constató una asociación significativa entre el perdón y porcentajes más elevados de linfocitos CD4, esenciales para el sistema inmunológico. Otras investigaciones científicas han evidenciado que el perdón está asociado no solamente con un sistema inmunológico más fortalecido, sino también con menos síntomas físicos de enfermedades cardiovasculares, menos necesidad de tomar medicación y reducida mortalidad por esas enfermedades.

Además, según diferentes investigaciones realizadas, personas que tienden a perdonar presentan presión arterial más baja y demuestran una recuperación cardiovascular más rápida luego de la ofensa.

Caridad y salud

Todavía queda un inmenso campo para las investigaciones científicas sobre la relación entre salud, religiosidad y espiritualidad. Sin embargo, ya ha sido posible comprobar que la práctica de la enseñanza moral de Jesús trae importantes beneficios para la salud. La Doctrina Espírita tiene como máxima, claramente explicada en El Evangelio según el Espiritismo: «Fuera de la caridad no hay salvación» («Hors la charité point de salut», en el original en francés). En base a investigaciones científicas y al hecho de que «salut» significa tanto salvación como salud, se podría también afirmar que la caridad – la benevolencia para con todos, la indulgencia para con las imperfecciones de los demás y el perdón de las ofensas – lleva a la salud.

Simoni Privato

Bibliografía:
ANDRADE, G. Enfermedades, cura y salud en la visión espírita. Bogotá: Asociación Médico Espírita de Colombia, 2013.
BRITTA A. L. et al. The immediate and delayed cardiovascular benefits of forgiving. Psychosomatic Medicine 74:745, 2012.
KARDEC, A. El Evangelio según el Espiritismo. Buenos Aires: Confederación Espiritista Argentina, 2014.
KARDEC, A. El Libro de los Espíritus. Brasilia: CEI, 2011.
KOENIG, H.G. Espiritualidade no cuidado com o paciente: por quê, como, quando e o quê. São Paulo: FE Editora Jornalística, 2012.
LUCCHETTI, G. et al. Religiosidade, espiritualidade e doenças cardiovasculares. Revista Brasileira de Cardiologia, 24 (I), enero/febrero de 2011.
OWEN, A.D. et al. Forgiveness and immune functioning in people living with HIV-AIDS.
PEREIRA FRANCO, D. Momentos de salud. Por el Espíritu Joanna de Ângelis. Salvador, BA: LEAL, 2002.
STROPPA, A; MOREIRA-ALMEIDA, A. Religiosidade e saúde. In: Saúde e espiritualidade: uma nova visão da medicina. Mauro Ivan Salgado & Gilson Freire (org.). Belo Horizonte: Inede, 2008.

Revista FEE

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.