Una rosa amarilla

rosa-amarillaHace mucho tiempo me contaron una historia,
tanto me gusto que en prosa la escribo yo.
Paseando por el campo le llamó la atención
en medio de unas piedras,
un puñado de rosas vio
y extrañado el se acerco,
eran todas de lindos colores,
su aroma embriagaba,
pero en medio de todas había una,
tímidamente escondida
y era la más bella de todas ellas.

Se acerco mas para verla
y las demás rosas la cubrieron para que el no la viera
¿por qué no me dejáis verla
si yo jamás la arrancara de vuestra vera?
Y como si de un abanico fuera,
se fue apartando las demás rosas
y apareció ella:

-¡Que hermosa eres!. Le dijo el al verla,
y ella como si le entendiera,
abrió todos sus pétalos
para que la oliera
y contra mas el la veía
mas al sol se le parecía,
¿como puede brillar de esta manera?

Y una voz en su oído le respondió de esta manera :
-Fui plantada con la semillas del dolor,
regada con las lagrimas del sufrimiento,
mis tallos como ves, no tiene pinchos,
pero tiene el color del madero
y en esta piedra donde tu estas ahora,
oró y lloró el Jesús de Nazareno.

Mari carmen

Deja un comentario

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.