El Maestro de las sutilezas

Sutileza significa tenuidad, finura. También agudeza de inteligencia, de espíritu. Este es uno de los rasgos que identificamos en el Maestro Jesús. La sutileza al decir las cosas. De ese modo, exigiendo que quienes lo oigan, tengan la capacidad de entendimiento. En síntesis: oídos para oír. Precisamente por este detalle es que las palabras de Jesús siguen siendo estudiadas y descubiertos nuevos y más profundos significados. A medida que crecemos en entendimiento, podemos absorber mejor la enseñanza de la letra. Jesús es conciso en el habla, profundo en la enseñanza. Enseña la solidaridad, la fraternidad, en una frase: los sanos no necesitan médico, pero los enfermos sí. Afirmaba así la necesidad de desvincularnos de cualquier prejuicio e ir al encuentro de los necesitados. Y la necesidad puede ser de pan, de agua, de abrigo o de vestimenta. También puede ser de acogida, de afecto, de atención. Testificando Su grandeza, utiliza pocas pero significativas palabras.

Leer más