Fantasía y realidad

Aunque se el Centro Espirita, sagrado instituto de iniciación espiritual, innumerables veces lo buscamos más por la necesidad de ayuda que por el deseo de aprender. Es cuando nos sentimos dominados por la depresión e indefinible sensación de malestar nos oprime; es cuando dolores no diagnosticables nos torturan y el desánimo nos sitia; en fin, es cuando, según la terminología espirita, somos visitados por la perturbación.

Al contacto del ambiente balsámico, bajo el efecto de la palabra amiga de dedicados orientadores, y experimentando el beneficio del pase magnético, aplicado por especialistas del más Allá, nos sentimos reanimados y regresamos al hogar como si hubiéramos recibido poderosa modificación estimulante, infelizmente mal asimilada, porque en breve empeoran esos males, para distanciarnos de la tranquilidad. ¡Es nuestro karma!- se diría. Pero semejante raciocinio no siempre es admisible.

Leer másFantasía y realidad