Los trabajadores de la última hora

Muchos, si no todos, conocemos la parábola de los trabajadores de la última hora. En ella el Maestro nos cuenta que un padre de familia salió muy de mañana a buscar trabajadores para su viña y concertó con ellos el sueldo de un denario por el día de trabajo. Salió otra vez unas horas más tarde y volvió contratar trabajadores por el mismo sueldo. Finalmente, casi ya al final de la jornada, contrató algunos trabajadores que le dijeron que nadie les había dado trabajo. También a estos los mandó a su viña a trabajar, pese a que quedaba no más que una hora para finalizar la jornada. Como todas las parábolas que nos dejó Jesús, también esta, sobre los trabajadores de la última hora, nos convocan a desarrollar una mirada nueva sobre los hechos de la vida.

Nos invita el Maestro a reconsiderar nuestras posturas, sopesar nuestros valores  desarrollar concepciones renovadas ante situaciones que tal vez nos parecen obvias, pero no lo son, sí asumimos el prisma de la justicia divina o la inmortalidad del alma.

Leer másLos trabajadores de la última hora