Como deben conducirse las esposas

Buenas tardes: Dios nos bendiga a todos, hermanas y hermanos. Os doy la bienvenida a todos y muy especialmente a vosotras, porque siempre la presencia femenina adorna el ambiente, anima el espíritu, mueve el sentimiento y afirma la hermandad y la armonía que debe reinar en estas reuniones.

Todo es consecuencia de que en vuestras almas anida la virtud y la tolerancia para las faltas de los demás. Casi siempre sois protagonistas de hechos que dejan rasgos de luminosidad, aunque en ellos actúe alguna presión egoísta que está muy justificada por vuestra sensibilidad de esposas y madres que desean lo mejor para ellos. Hagamos un parangón de estos rasgos que distinguen a la mujer, con una singular planta:

Nace una bella, fragante y vigorosa planta, que es el sentimiento. Al crecer, empieza a ramificarse, que son las irradiaciones que el sentimiento emite por doquier. En el final de las ramificaciones comienza a formarse una flor. Seguir leyendo “Como deben conducirse las esposas”

Resurrección de la carne

1010 – El dogma de la resurrección de la carne, ¿es la consagración de la reencarnación enseñada por los Espíritus?

– ¿Cómo queréis que sea de otro modo? Estas palabras como tantas otras, sólo parecen insensatas a los ojos de ciertas personas, porque las toman al pie de la letra. Por eso, conducen a la incredulidad. Pero dadles una interpretación lógica, y aquellos a quienes llaman libre pensadores las admitirán sin dificultad, por lo mismo que reflexionan; porque no lo dudéis, esos libres pensadores no desean otra cosa que creer. Tienen como los otros, tal vez más que los otros, sed de futuro, pero no pueden admitir lo que es rechazado por la ciencia. La doctrina de la pluralidad de existencias es conforme a la justicia de Dios. Sólo ella puede explicar lo que es inexplicable sin ella. ¿Cómo queréis, pues, que este principio no estuviese consignado en la misma religión?

– ¿Así, pues, la Iglesia misma con el dogma de la resurrección de la carne, enseña la doctrina de la reencarnación?

– Eso es evidente. Por otra parte, esa doctrina es consecuencia de muchas cosas que han pasado desapercibidas y que no se tardará en comprenderlas en ese sentido. Pronto se reconocerá que el Espiritismo resalta a cada paso del texto mismo de las Escrituras sagradas. Seguir leyendo “Resurrección de la carne”

Volver arriba