Las suegras

La idea de que feliz fue Adán porque no tuvo suegra, es una ilustración perfecta del concepto negativo de que ellas disfrutan. En ese mismo estilo, incontables chistes:

No hablo con mi suegra desde hace casi dos años. No le gusta ser interrumpida.

No mando a mi suegra para el infierno porque tengo pena del diablo. Seguir leyendo “Las suegras”

Apoyo fraternal

No digas que esta o aquella criatura no necesita de compasión.

No nos referimos a la piedad negativa que, manifestándose, deja a los infelices más infelices. Nos reportamos a la comprensión que nos habilita a entender las necesidades de la persona humana y a prestarle la ayuda directa o indirecta que nos haga posible, concretando su sustentación del equilibrio en el grupo social que le sea propio. Seguir leyendo “Apoyo fraternal”

Todavía habrá Dios

Habrá días en los que sentiremos el alma vacía, como un desierto sin vida, sin señal de renacimiento, nada, por lo tanto, que nos indique posibilidades, robándonos la esperanza.

Aun así, habrá Dios.

Habrá días en los que nos sentiremos como si un viento helado hubiese barrido todo, dejando solo la nada, congelándonos el optimismo y la alegría.

Aun así, todavía habrá Dios. Seguir leyendo “Todavía habrá Dios”

Volver arriba