Amor perdón

foto_joannaCuando rige el amor en los sentimientos, no hay lugar para el resentimiento. No obstante, frente a la estructura psicológica del ser humano, la afectividad espontanea siempre irrumpe intentado crecer, de modo para administrar los paisajes que constituyen los objetivos existenciales. No consiguiendo alcanzar las metas, porque se depara con la agresividad inherente al proceso de desarrollo intelecto moral que aun no se puede instalar, se siente combatido e impelido a retroceder.

Tal cosa ocurre, en los individuos menos equipados de valores éticos, genera malestar y choques de comportamiento que se pueden transformar en trastornos aflictivos. Cuando eso sucede, el ser maltratado se refugia en el resentimiento, ancorándose en el deseo de desagravio o de venganza.

Leer másAmor perdón

Educación en el hogar

padre_madreLa educación en el hogar es la base de la felicidad de nuestros hijos.

Da toda la importancia que se merece a la formación del carácter de tus hijos, sobre todo con los ejemplos de tu propia vida.

No discutas jamás con tu esposa.

No des jamás un paso errado.

Vive de tal forma que tu hijo pueda sentirse orgulloso de ti y vea en tu ejemplo el modelo para seguir y ser un hombre de bien.

Leer másEducación en el hogar

Fidelidad a Dios

topicDespués de las primeras predicaciones de Jesús, respecto de los ingentes trabajos que la edificación del reino de Dios exigía de sus discípulos, se esbozó en la fraternal comunidad un leve movimiento de incomprensión. ¿Qué? ¿Pues la Buena Nueva reclamaría tantos sacrificios?

Entonces el Señor, que sondeaba el interior de sus dilectos compañeros, los reunió una noche, al dejarlos solos la turba, habiendo corrido ya algunas horas sobre la puesta del Sol. Interrogándolos vivamente, provocó la manifestación de sus pensamientos y dudas más íntimas. Después de escuchar sus confidencias simples y sinceras, el Maestro ponderó:

Leer másFidelidad a Dios

El porqué del ser y del destino

salvadorCuando contemplamos el espectáculo del Universo con los ojos de la ciencia, la naturaleza entera se nos aparece bajo el carácter de un dinamismo inmenso, en cuyo seno se asocian o se transforman las fuerzas de la física y de la química. Una gran unidad envuelve el Universo.

El movimiento universal arrastra a los átomos como a los mundos. La vida es un intercambio incesante de materia. Todos los seres están constituidos de las mismas moléculas, que pasan sucesivamente de uno a otro, de manera que lo que somos físicamente se nos presta de forma temporal. Nuestro cuerpo se renueva constantemente y la mayoría de nuestros tejidos y células desaparecen en poco tiempo. Los átomos que forman nuestra materia no están muchos años con nosotros, incluso las células que más viven, las neuronas del córtex, renuevan continuamente sus átomos.

En este incesante cambio de materia nada nos pertenece en propiedad. Sólo nuestro ser pensante es realmente nuestro. Más allá de eso la materia que forma nuestros nervios, huesos, músculos y órganos viene y va, pasa de un ser a otro.

Leer másEl porqué del ser y del destino

En el paseo matinal

padresDionisio, el molinero, partió muy temprano en compañía de su hijito, en dirección al gran maizal. La mañana se había hecho linda. Los montes próximos parecían cubiertos de gases a revolotear. Las hojas de la hierba, guardando aún, el rocío nocturno, se asemejaban a un caprichoso tejido verde, adornado de perlas.

Flores bermejas aquí y allí, daban la idea de joyas esparcidas en el suelo. Los árboles, muy grandes, a la orilla del camino, despertaban, suavemente, al paso del viento. El Sol aparecía, brillante, revistiendo el paisaje en una corona resplandeciente.

Reinaldo, el pequeño guiado por la mano paterna, seguía en un deslumbramiento. No sabía que admirar más: si el lecho de neblina muy alba o si el horizonte inflamado de luz. En un momento dado, preguntó, feliz:

Leer másEn el paseo matinal