Notas para un libro

amaliaNacer llorando, es vivir muriendo; luego llorar es nacer, morir es vivir. La esperanza es la brújula de la vida; cuando no hallamos ésta, entra la desesperación. No todo el que ama sabe amar; el amor tiene como primera fibra la fe, y la fe parte de lo infinito. Entre el ser que ama y el que es amado, allí está Dios, y donde está Dios existe la verdad; la verdad es, por lo tanto, la síntesis del amor. El triángulo, emblema del amor, tiene grabados en sus tres vértices estas palabras: verdad, asistencia y sufrimiento. El amor es la ambrosía de la vida; para vivir se necesita amor, y el que no ama, no vive. El corazón es un libro, que no todos saben leer en él; el Syllabus de tan bellas páginas es la fe. El amor es una nota que Mozart no pudo traducir en sentimiento. El amor es una flor no perenne que abre sus hojas ante Dios.

Leer másNotas para un libro

Aportes

kardec1. Os ruego nos digáis ¿por qué los aportes que hacéis no se producen sino en el sueño magnético del médium?
“Esto proviene de la naturaleza del médium; los hechos que yo produzco cuando el mío está dormido, podría igualmente producirlos en el estado de vigilia con otro médium.”

2. ¿Por qué hacéis esperar tan largo tiempo el aporte de los objetos y por qué excitáis la codicia del médium, irritando su deseo de obtener el objeto prometido?
“Este tiempo me es necesario a fin de preparar los fluidos que sirven para el aporte, en cuanto a la excitación, esto no es muchas veces sino para divertir a las personas presentes y a la sonámbula.”

Leer másAportes

Dinero bien ganado y gastado

ChicoAkardecChico recibe una pequeña paga como mecanógrafo de la Hacienda Modelo, perteneciente al Ministerio de Agricultura.

Incluso, así, nos afirmó que su salario es suficiente para él, que recibe más allá de lo que merece. Lo gana, sin embargo, bendecidamente, visto que no falta un día al trabajo y lo gasta bendecidamente, menos consigo y más con su prójimo.

Se viste pobremente y se alimenta poco.

Leer másDinero bien ganado y gastado

Cosas que no se recuperan

galletasUna muchacha estaba aguardando su vuelo en una sala de espera de un gran aeropuerto. Como debía esperar por muchas horas, decidió comprar un libro para matar el tiempo. También compró un paquete de galletas.

Se sentó en una poltrona en la sala VIP del aeropuerto para poder descansar y leer en paz. Al lado de la poltrona donde estaba la bolsa de galletas, se sentó un hombre que abrió una revista y comenzó a leer. Cuando ella tomó la primera galleta, el hombre también tomó una. Ella se sintió indignada, pero no dijo nada. Apenas pensó: “Pero, que descarado”. “Si yo estuviese más dispuesta le daría un golpe en el ojo para que nunca más se le olvide.” Cada vez que ella tomaba una galleta, el hombre también tomaba una. Aquello la dejaba tan indignada que no conseguía reaccionar. Cuando quedaba apenas una galleta, pensó: “ah… ¿qué será lo que este abusador va a hacer ahora?”

Leer másCosas que no se recuperan

Racionalismo

Haroldo_dutra“¿Como apreciar a los racionalistas que se orgullecen de sus realizaciones terrestres, en los cuales pretenden encontrar valores finales y definitivos?
– Casi siempre, los que se orgullecen de alguna cosa caen en el egoísmo aislacionista que los separa del plano universal, pero, los que aman su esfuerzo en las realizaciones ajenas o la continuidad sagrada de las obras de los otros, en su actividad propia, jamás conservan pretensiones impropias y nunca restringen su esfera de evolución, ya que las energías profundas de la espiritualidad les santifican los esfuerzos sinceros, conduciéndolos a los grandes hechos a través de los elevados caminos de la inspiración. (1)

Leer másRacionalismo