La investigación científica

Como la finalidad de este libro es principalmente informar y no exactamente, convencer, sugerimos a los lectores que si quisieran conocer mejor la investigación científica de hechos espiritas desde la mitad del siglo diecinueve, busquen esas informaciones en la extensísima bibliografía que hay sobre el asunto, principalmente en la más reciente. Para facilitar, podemos, de entre otras, citar las siguientes investigaciones:

Científicos exsoviéticos, demostrando con la fotografía kirliana que poseemos más dimensiones de lo que suponemos; Equipo del Dr. Ian Stevenson, director del Departamento de Psiquiatría y Neurología de la Escuela de Medicina de la Universidad de Virginia (EUA) que en la década de los 60 había investigado más de 600 casos, pesquisas esas publicadas en el libro “Veinte casos sugestivos de reencarnación”.

Leer más

Objeto de la vida humana

Como fácil es comprender, todo lo que existe en nuestro Universo y en toda la Creación, tiene un propósito, un objetivo, una misión que cumplir. Y la vida humana no es una excepción.

Cierto día, oí a una persona amiga decir: “¿Qué objeto tiene la vida, porque tal y como podemos apreciar en algunas personas desgraciadas, y al final mueren, de qué les ha servido la vida, si ni siquiera la han vivido? Este interrogante me fue hecho por una persona cuya condición humana era y es, de las que son consideradas felices a la vista de todos; pues, tenía salud y bienes de fortuna; no obstante, no se sentía feliz, ansiaba algo que no sabía precisar; pero su Conciencia íntima se le manifestaba en una insatisfacción de la vida.

Leer más

El conocimiento

Así como la oscuridad desaparece con la luz, así la ignorancia va diluyéndose con el conocimiento. Porque, el Conocimiento es Luz; la ignorancia es oscuridad, carencia de luz.

La ignorancia de la Leyes que rigen la Vida. Una en sus diversos aspectos: espiritual, psíquico y humano, es la causa primera de todos los males. Es impedimento de progreso. Y la ignorancia de esas leyes que rigen nuestra vida, nos lleva a cometer errores causantes de dolor. Por consiguiente necesario es y de importancia trascendental, poner todo nuestro esfuerzo en liberarnos de la ceguera mental que la ignorancia ocasiona. Trascendental porque toda la acción trasciende más allá de la vida física presente.

Cada vida humana es una oportunidad más que Dios ofrece al espíritu para adquirir experiencias y conocimiento, para desarrollar las facultades psíquicas y espirituales que le capaciten para seguir ascendiendo en el empinado camino de la evolución. Oportunidad ésta, que debemos esforzarnos en aprovechar, poniendo nuestro empeño en adquirir el conocimiento de la Leyes de la Vida, cuyo conocimiento iluminará nuestra mente en el escarpado camino ascensional del progreso señalando los peligros existentes de cada paso de esa ascensión, mientras que la oscuridad de la ignorancia los oculta con el grave peligro de las caídas en precipicios de dolor, de los cuales mucho cuesta salir.

Leer más

Búsqueda de la felicidad

Sabido es que, todos ansiamos la felicidad. De esto, no hay duda. ¿Y qué hacemos para ello? Comúnmente, lo contrario; al buscarla por caminos torcidos, cuáles son: los placeres de los sentidos, la posición social, popularidad y fama, riqueza, autoridad, etc. Por esos caminos, jamás hallaremos la felicidad; y sí, la infelicidad y desdicha. La felicidad podremos hallarla, diré mejor, conquistarla, cuando orientemos nuestra vida, nuestra conducta, dentro de la ley universal del amor y demás leyes emanadas de la Sabiduría Cósmica; ley ésta que tenemos que aprender a conocer y vivir.

Leer más

El amor propio

Aun cuando ya han sido expuestos algunos argumentos sobre este tema, dado la importancia que tiene esta tara psíquica en la autorrealización externa e interna para el progreso y evolución del espíritu; volvamos sobre este aspecto, para identificarles plenamente, y hacer el esfuerzo necesario para erradicarlo de nosotros.

Comencemos este análisis sobre el amor propio con la definición que de él hace el diccionario de la Academia de la Lengua. Reza así:

Leer más

El Aura

almaAun cuando la tonalidad del aura de cada persona varía en cada momento, influenciada por la calidad de los sentimientos y emociones, a medida que se producen; el aura de toda persona tiene unos colores básicos. Y estos colores básicos también sufren alteración, a medida que la persona cambia su conducta, en uno u otro sentido.

Con el fin de dar una idea que nos ayude a identificar por su aura a las personas, y pueda ayudar en algo a aquellos de nosotros que podamos comenzar a percibir la videncia psíquica, a continuación va un detalle de los colores aúricos, básicos, con algunas aclaraciones, a fin de poder interpretar la interferencia de tonalidad cromática en los colores básicos del aura, que modifican en parte su significado.

Leer más

Odio y perdón

odioAnálisis psicológico y espiritual de este par de opuestos.

Diversos son los grados de manifestación del odio, esa pasión dañina en alto grado, que sólo anida en las almas pobres y ruines, al dar cabida en sí a esa pasión destructiva, por ignorancia de las consecuencias dañinas que habrá de ocasionarle. Porque el odio comienza por perturbar la tranquilidad de quien lo siente, por su acción perturbadora sobre las facultades del alma, cuyas vibraciones desequilibrantes afectan la mente y perjudican la salud, por la incidencia de esa vibración enconosa en los sistemas nerviosos y glandulares. Y, a más de dañar la salud de quien da cabida en sí al odio, le convierte en una persona amargada que, en sus relaciones de trabajo, negocios, etc., desbarata oportunidades de progreso por la actitud negativa del afectado y los errores que induce a cometer.

Leer más

Palingenesia IX

Sebastian-AraucoPersonas hay que ansían alcanzar la jubilación para no tener que trabajar más sin percatarse que la naturaleza humana necesita de una constante actividad para el normal funcionamiento del organismo y para una vejez agradable y feliz. Porque, la vejez ociosa conduce al aburrimiento, hace la vida tediosa, achacosa e inútil.

Según las estadísticas, una gran parte de los jubilados fallecen prontamente después de alcanzar la jubilación. Y la causa principal es la falta de estímulo, la falta de un objetivo, de un ideal para seguir viviendo. Salvo aquéllos con una mentalidad inferior y perezosos, los más, pronto caen en el hastío; porque una mente ociosa es como un huerto abandonado y falto de cultivo, que pronto se llena de maleza.

Leer más

Palingenesia

sebastian_de_araucoAquellos casos que apreciamos a veces, de personas con tendencias hacia el mal en familias buenas, son generalmente reajustes de vidas pasadas, ya que seres buenos también tienen caídas como humanos, y algunas veces se unen al karma de seres de menor evolución, que a ellos vuelven para el reajuste indispensable.

También casos hay, de seres que han pedido unos padres rectos y virtuosos, como ayuda a su determinación de corregirse, y que a menudo esto es concedido para tal fin; pues, ello también constituye una prueba para esos padres, prueba de la que no siempre salen bien librados.

Leer más

Ciclos de reencarnación II

reencarnacionLa vida del Espíritu es una sola e inmortal, compuesta de ciclos en concordancia con su necesidad de progreso. Cada uno de esos ciclos, comprende un programa amplio a realizar en el mundo donde baja a encarnar. Cuando dicho programa se realiza en una sola existencia, como suele suceder en las encarnaciones de seres espirituales de gran evolución, el ciclo se circunscribe a esa sola existencia en ese mundo. Pero, dado el atraso evolutivo de nuestra humanidad, ninguno de nosotros realiza el programa en una sola existencia, por lo que necesario es volver una y otra vez, hasta realizarlo. Este mundo nuestro, que dicho sea de paso, no es de los más adelantados pero tampoco de los más atrasados, es una escuela de aprendizaje para espíritus de mediana evolución.

Leer más