Notas de irritación

La cólera, en la mayoría de las veces, puede ser definida por situación de calamidad en el mundo íntimo. En la vida práctica, el hombre posee la prevención contra incendios, el control de la energía eléctrica, el servicio inmunológico en la preservación de la salud y la señal roja en los códigos de tránsito, evitando accidentes.

¿Por qué no establecer en nosotros mismos, en las horas difíciles, el minuto de silencio o de oración, inhibiendo la explosión de la acidez? Semejante impacto de fuerzas desorientadas es susceptible de conturbar el ambiente que necesitamos para vivir, tanto como es capaz de arrasar muchas plantaciones de esperanza alrededor de nuestro amor.

Leer másNotas de irritación

Necesario y superfluo

715 ¿Cómo puede conocer el hombre el límite de lo necesario?

«El prudente lo conoce por intuición, y muchos por experiencia adquirida a sus expensas.»

716 ¿La naturaleza no ha trazado límites a nuestras necesidades por medio de nuestra organización?

«Sí, pero el hombre es insaciable. La naturaleza ha trazado el límite de sus necesidades por medio de su propia organización; pero los vicios han alterado su constitución y le han creado necesidades que no son reales.»

Leer másNecesario y superfluo

Caridad

Una de las garantías que podemos tener sobre la procedencia superior de la Doctrina Espirita está en su lema “FUERA DE LA CARIDAD NO HAY SALVACIÓN”, porque ese pensamiento reúne todo el universo de las enseñanzas de Jesús.

Cuando el Maestro anunció la venida del Consolador, el Espíritu de Verdad, informó que vendría a enseñarnos todo lo que Él, Jesús, no podía decir en aquella época, pues no podían entender tales enseñanzas. Informó que la misión del Consolador sería también la de hacernos recordar Sus enseñanzas, o sea, los del Evangelio. Esto se cumplió con la llegada del Espiritismo en la mitad del siglo diecinueve. Todo el desarrollo de su codificación fue supervisado por el Espíritu de Verdad que, más allá de los nuevos conocimientos que trajo, tuvo aun el cuidado de recordarnos, y con mucho vigor, las enseñanzas de Jesús. Esas enseñanzas, representan todo el fundamento moral de la Doctrina Espirita y se encuentran magníficamente explicados y comentados por Allan Kardec y por los Espíritus Superiores en el libro El Evangelio según el Espiritismo.

Leer másCaridad

Solo de violonchelo

Un hermoso solo de violonchelo del galardonado músico Zuill Bailey. Se puede escuchar en el fondo, mezclándose con las notas armoniosas, los sonidos de monitores de frecuencia cardíaca y respiratoria, que suenan repetidamente en el tiempo.

Bailey tiene los ojos cerrados, sentado junto a algunas incubadoras en una UCI neonatal, en un hospital de Texas, Estados Unidos. Desde el año 2000 él ha sido director artístico del Pro-Música, un grupo que toca en centros médicos para ayudar en el proceso de curación de pacientes. La música está diseñada para calmar y sanar y se ve que hay un cambio en el estado de salud de los pacientes, dijo Felipa Solis, directora ejecutiva de El Paso Pro-Música. Agrega que tocar música para personas hospitalizadas es una extensión de la misión del grupo de hacer que la música clásica sea accesible para todos. Los pacientes en el Hospital, desde el comienzo de su vida en la Unidad de Cuidados Intensivos neonatales hasta el final, reciben música por razones reconfortantes y es realmente increíble de ver.

Leer másSolo de violonchelo

Práctica útil

El conocimiento que no pudiese ser aplicado en beneficio de quien lo posee o de su prójimo, resultaría inútil.

El medicamento cuyas propiedades curativas sean difundidas y no resuelva el problema de la enfermedad, será inocuo. De la misma forma, el Espiritismo no pasaría de ser una bella y vana filosofía, si sus postulados no pudiesen modificar las estructuras morales del hombre, cambiando la vida de la humanidad. Por lo tanto, el efecto más inmediato del conocimiento espirita es la transformación moral del individuo, con su consecuente compromiso en la acción renovadora de la sociedad.

Leer másPráctica útil

Mensajeros divinos

Nos será siempre fácil discernir la presencia de los mensajeros divinos a nuestro lado, por la ruta del bien a la que nos induzcan. Aunque todavía traigan consigo el fulgor solar de la Vida Celeste, saben acomodarse a nuestro sencillo grado en las lides de la evolución enseñándonos el camino de la Esfera Superior. Y aunque todavía se eleven a culminaciones sublimes en la ciencia del Universo, ocultan su grandeza para guiarnos en el justo aprovechamiento de las posibilidades en nuestras manos.

Sin herirnos siquiera, hacen luz en nuestras almas a fin de que veamos las llagas de nuestras deficiencias, para que las sanemos en la lucha del esfuerzo propio. Nunca se prevalecen de la verdad para aplastarnos en nuestra condición de espíritus deudores, usándola sencillamente como medicina dosificada para enfermos, para que nos elevemos al nivel de la redención, ni se valen de la virtud que adquirieron para condenar nuestras flaquezas, empleándola tan sólo en la paciencia inconmensurable en nuestro favor, para que la tolerancia no nos desampare al frente de aquellos que sufren dificultades de entendimiento mayores que las nuestras.

Leer másMensajeros divinos

Educación y disciplina de la voluntad

La voluntad es una función directamente vinculada al Yo profundo, del cual suceden las variadas expresiones del comportamiento, que no siempre el ego expresa con el equilibrio que sería deseable.

Aun poco elucidada, ha permanecido en un campo neutro de consideraciones, expresándose mediante conceptos que se volvieron mecanismos de conducta, generando, por efecto, más graves consecuencias que beneficios. El primero de ellos es la inhibición, que se adopta mediante la violencia ante sus manifestaciones, como si el individuo estuviese delante de un animal a ser domesticado por el castigo y por el cabestro, impidiéndole de expresarse. El segundo, es el impulso dirigido por medio de la fuerza, como si estuviese tratando de una maquina trabada, que debe ser accionada sin la ayuda del motor, sufriendo empujones de brazos y músculos vigorosos. En uno como en el otro caso, la voluntad se encuentra bajo obligaciones perturbadoras, experimentando comportamientos agresivos que no contribuyen para su fijación, antes la impiden expresarse. Ese fenómeno volitivo se encuentra latente en todos los individuos, aunque algunos declaren que son destituidos de su presencia. Ocurre que, no siempre se procede a la disciplina y educación del acto de querer conforme debe ser realizado.

Leer másEducación y disciplina de la voluntad

En mi época era bueno

¿Cuántas veces has escuchado a alguien afirmar: En mi época era bueno…; en mi infancia tal cosa era mejor o ya no se hacen las cosas como antes…?

Posiblemente, hayas reaccionado con dudas frente a las maravillas o excelencias de ese tiempo pasado, tan diferente, mucho mejor. Por otra parte, puedes haberte mostrado con dudas frente a tanta cosa buena del pasado, cuando encuentras a personas tan difíciles, complicadas o negativas en el presente.

Leer másEn mi época era bueno

Goces de los bienes terrestres

711 ¿Tienen derecho todos los hombres a usar de los bienes de la tierra?

«Este derecho es consecuencia de la necesidad de vivir. Dios no puede haber impuesto un deber sin haber dado los medios de cumplirlo.»

712 ¿Con qué objeto ha dado Dios atractivos a los goces de los bienes materiales?

«Para excitar al hombre al cumplimiento de su misión, y también para probarle por medio de la tentación.»

– ¿Qué objeto tiene esta tentación?

«Desarrollar su razón que debe preservarle de los excesos.»

Leer másGoces de los bienes terrestres